fbpx

La naturaleza presente en la Plaza Grande en el nuevo Quitunes

Foto: ecuadorenvivo.com

Tomado de ecuadorenvivo.com

 

El lunes 15 de julio se desarrolló un nuevo Quitunes en el Centro Histórico de Quito. Lleno de alegría, con música, arte y varias manifestaciones culturales. En esta oportunidad, los quiteños y turistas pudieron apreciar la exposición de Bonsai, que estuvo presente en la Plaza Grande.
 
El Bonsai es una técnica milenaria que consiste en hacer desarrollarse a plantas y árboles en miniatura. Es el arte de reducir a tamaño miniatura o cultivar en una maceta. Marco Chansi representante de Zamy Bonsai, manifiesta que esta actividad se lo hace a partir de un año hasta los 30. «El trabajo es arduo, desde la semilla se le trabaja con alambre de cobre, se poda, se le da formas y este es el proceso», dice Chansi.
 
Un bonsai se puede adquirir desde los USD 10 hasta los 300, mientras más vieja es la planta es más cara. Diana Sanmartín, otra emprendedora, comenta que el cuidado es minucioso, como no poner directo el agua de la llave, sino hacerla reposar por, al menos, cinco días; porque el cloro y la cal del agua potable hace daño para el crecimiento del bonsai. Es recomendable también poner agua lluvia para que perdure la planta en miniatura.
 
Sanmartín explica que: «una plantita de cualquier tipo, que no sea frutal, lo principal es el podado, para reducir el tamaño del bonsai. Cualquier persona puede elaborar su propia planta en miniatura, con mucha paciencia y ternura».
 
Las actividades culturales que exponen cada lunes en el Centro Histórico son reconocidas por los vecinos de la ciudad. Luis Dueñas invita a toda la gente a darse cita y visitar el hermoso sito del casco colonial, especialmente los lunes que se está dando estos programas, los Quitunes.
 
Por su parte, Orlando Cifuentes del centro de Quito expresa: «la iniciativa es propicia para los quiteños y no quiteños que vistan el casco colonial. Yo pienso que estos actos culturales tratan, justamente, de rescatar lo perdido, lo tradicional que se vivía en los barrios antiguos de Quito. Esta iniciativa es positiva, para poder recuperar un poco los juegos tradicionales que nosotros jugábamos de niños. Ayudaría también para ir completando un poco más el esquema planteado por la Alcaldía de Quito», dijo el vecino Cifuentes.
 
Los lunes, el casco colonial de la ciudad está transformado en una plataforma de arte, cultura, alegría y fiesta, para que todos disfruten de estas actividades, en compañía de la familia y amigos. Recuerde que el Quitunes tiene grandes sorpresas cada semana.

 

Leer artículo original

 

 

Comments

comments